You are currently browsing the monthly archive for enero 2009.

Educación FinancieraHábitat para la Humanidad América Latina y el Caribe ha implementado exitosamente por más de 3 años un programa de educación financiera en 15 países de la región. El programa ha crecido y se ha expandido año con año, capacitando y orientando a más de 7,000 familias de escasos recursos en temas de educación financiera.

Esta educación financiera consiste de herramientas y recursos básicos educativos que ayudan a las familias de bajos ingresos tomar un mejor control del uso de su dinero. Hábitat cree que capacitando a familias de escasos recursos en temas relacionados a sus finanzas personales, ayuda a que en esta época de crisis financiera en que estamos, se mantengan sus hogares y además puedan tener nuevas opciones de invertir mejor su dinero.

Existe convicción en Hábitat y en las familias que solicitan sus servicios en programas de vivienda y financieros, sobre la utilidad del uso y de los resultados de la educación financiera para una mejor administración de sus ingresos. El programa les ayuda a priorizar sus gastos, a crear su presupuesto familiar, a tener una buena gestión de crédito, a desarrollar planes de ahorros para una solución habitacional e incluso a administrar financieramente las remesas que las familias reciben de sus familiares en el exterior.

Así mismo les permite diferenciar entre lo que es una inversión y un gasto, ha establecer medidas y cambios en la búsqueda de invertir su dinero e ingresos en formas practicas como la mejora y construcción de su casa o bien a invertir en programas de ahorro para otro tipo de inversiones futuras.

“El proyecto tiene un efecto de “cascada” es decir de multiplicación de manera exponencial”, dice Mario Moran, Gerente del programa Educación Financiera (EF).

En otras palabras, el efecto va más allá que mejorar la situación financiera de cada participante. La educación financiera contribuye en la creación de conciencia en las personas para que inviertan en sus viviendas y sus familias, para que así se hayan familias que inviertan en sus comunidades, y comunidades que inviertan en la sociedad y la economía del país.

“En la mayoría de la región, nadie enseña cómo hacer un presupuesto familiar”, dice Mario. “La educación financiera pocas veces lleva labor en campo dentro de la educación formal.” Estos participantes regresen a sus comunidades, e impartan las lecciones con sus familiares, vecinos y otros conocidos.

Después de la capacitación, cada participante recibe un folleto, donde se puede revisar la mayor parte de los conceptos y procesos que relacionan a la educación financiera con su vivencia diaria. Estos folletos son de un diseño atractivo y fácil de usar, para que las familias también los compartan con otras personas interesadas en su comunidad.

En la mayoría de los países las capacitaciones consisten de una sesión básica de trabajo de cinco a ocho horas, o en dos a tres sesiones de 2,5 horas promedio por sesión, dependiendo de la disponibilidad de tiempo de las familias, lo cual varía de un país a otro.

Mediante la metodología de “educación de adultos” que es una metodología de aprender juntos y aprender escuchándonos unos a otros, se ve con las familias, de una forma participativa, parte o la totalidad de los temas contemplados en un “Manual para Familias de Alfabetización Financiera”, el cual se divide básicamente en tres módulos:

  • Modulo 1: Comprende que es Hábitat y las características del crédito de Hábitat.
  • Modulo 2: Toca los temas del manejo de los gastos, diferenciación entre gastos necesarios e innecesarios, elaboración del presupuesto familiar  y el tema del ahorro.
  • Modulo 3: Capacitación que habla sobre los derechos y responsabilidades del prestatario de Hábitat.

Como parte del taller a las familias se les entrega un cuaderno de ejercicios de sus finanzas personales y familiares para que pongan en práctica los conocimientos aprendidos.

Para facilitar estas capacitaciones, el proyecto utiliza un sistema llamada “Capacitación a Capacitadores”. A través de un taller, voluntarios pueden convertirse en facilitadores de los talleres a las familias. Los talleres tienen una duración promedio de tres días y durante esa misma semana y al finalizar este taller, se programa un primer taller piloto con algunas familias, para que las personas recién capacitadas pongan en práctica los conocimientos aprendidos.

Lea más sobre los voluntarios de Citi que están capacitando a familias en países como Colombia y Costa Rica. 

El proyecto tiene socios estratégicos a nivel regional y global como: Citi, Microfinance Opportunities, Freedom from Hunger, y Hábitat para la Humanidad.

Vea: CNN en Español: En Efectivo
Mario Morán de Hábitat para la Humanidad, un especialista en educación financiera, participó en vivo en el programa “En Efectivo” de CNN en español y bajo la conducción de Gabriela Frías.

  Share on Facebook

Foto cortesia de Hábitat para la Humanidad El Salvador40 familias de bajos recursos tendrán acceso a una vivienda adecuada, gracias a una alianza entre: el Servicio Holandés de Cooperación al Desarrollo (SNV), el Consejo Empresarial Salvadoreño para el Desarrollo Sostenible (CEDES), Cementos de El Salvador (CESSA) y Hábitat para la Humanidad.

Estas cuatro organizaciones y empresas establecieron una alianza para construir viviendas accesibles para familias de escasos recursos. El proyecto piloto tiene como objetivo construir 40 viviendas de interés social (10 viviendas en conjunto concentrado y 30 viviendas en forma dispersa), con sistema de paredes de concreto utilizando moldes metálicos, en los departamentos de San Vincente, La Paz y Usulután. También tiene como objetivo introducir una nueva alternativa en sistemas constructivos de vivienda popular.

En esta alianza, el Servicio Holandés de Cooperación al Desarrollo y el Consejo Empresarial Salvadoreño para el Desarrollo Sostenible han suscrito un convenio de cooperación para contribuir a la construcción de una sociedad más sostenible y equitativa, fomentando negocios inclusivos. La empresa, Cementos de El Salvador, cuenta con una tecnología constructiva y HPHES cuenta con experiencia nacional y es ampliamente reconocida en el tema de vivienda social.

El proyecto asciende a US$315.000. CESSA aportará US$10.000 en la capacitación de albañiles y la utilización de moldes de construcción. El SNV aportará US$80.000 para la construcción de viviendas, y Hábitat El Salvador aportará US$225.000 en la compra de tierra e infraestructura y la construcción de viviendas.

Se hará una medición del impacto social que este proyecto piloto traerá a El Salvador.

Por Elsy Guzmán, Hábitat El Salvador

  Share on Facebook

Read this entry in English

Hábitat para la Humanidad ALC - sitio oficialEn cualquier rincón del mundo, el Año Nuevo nos brinda la oportunidad de establecer nuevos propósitos en nuestras vidas. En algunos países latinoamericanos, comen doce uvas a la media noche del 31 de diciembre—las cuales representan deseos y propósitos diferentes por cada mes del año. 

En algunos países de Norteamérica, muchas personas se sientan frente a su escritorio el 1º de enero, y escriben los propósitos que quieren cumplir en el nuevo año. Aún si nuestras tradiciones a través del mundo son distintas, la mayoría de nosotros empezamos el año reflexionando sobre qué queremos cambiar en nuestro mundo. La tradición en sí es la forma en que nos comprometemos con estos nuevos propósitos y deseos.

Resumiendo la sabiduría universal del diccionario, la palabra “propósito” significa la intención o voluntad para hacer algo. Es un objetivo, un fin o una aspiración que deseamos lograr. Por otro lado, un  “deseo” significa una fuerte inclinación hacia el conocimiento, la consecución y el disfrute de algo importante.

Aunque parecen sencillas, nuestras tradiciones de Año Nuevo demuestran una fuerte intención para hacer, resolver o solucionar algo en nuestro futuro. Cada nuevo año nos brinda otra oportunidad para renovar nuestras intenciones, y para hacer algo nuevo. Es esta fuerte intención y voluntad que nos inspira a tomar decisiones, declarar opiniones, actuar y movilizarnos en direcciones determinadas para solucionar nuestros problemas.

La tradición de hacer propósitos y deseos  para el nuevo año también puede demostrar nuestra confianza en que los problemas, aunque sean complicados, se pueden resolver cuando los dividimos en partes–es decir, inscribirse en un gimnasio quizás será sólo un pasito en el camino hacia una vida más sana, pero nos ayuda llegar). ¿Significa entonces que podemos resolver mayores problemas, como el déficit de vivienda adecuada de 1.500 millones de familias, usando esta misma metodología?

Si seguimos la lógica del diccionario, establecer nuestros propósitos para el 2009 requiere un esfuerzo adicional de solo comer las doce uvas. Tendremos que dividir el problema en partes manejables, y tener la voluntad para entender a cada uno. Tendremos que buscar la intención y la voluntad dentro de sí. Tendremos que buscar un objetivo, un fin, una aspiración que deseamos lograr. Tendremos que encontrar una fuerte inclinación hacia el conocimiento, consecución y disfrute de algo importante—algo que cambiará nuestro mundo.

Como lectores de las noticias de Hábitat y como defensores de la vivienda adecuada, les animamos a unirse a nuestro propósito para el 2009. Conjuntamente, proponemos educarnos sobre cada parte que compone el problema de la vivienda adecuada en América Latina y el Caribe. De allí, demostraremos la fuerte intención y voluntad de hacer, resolver y solucionar el problema, para conseguir nuestro mayor deseo que cada vecino nuestro tenga un lugar adecuado donde vivir.

¡Deseándoles un año de transformación!

Comentarios: ¿Cuáles son sus propósitos y deseos para el 2009?

  Share on Facebook

carretera

Una sección de carretera cerca al cruce de Vara Blanca

Hábitat para la Humanidad Costa Rica, después de llevar a cabo nuevas evaluaciones en Poasito de Alajuela, confirmó que las cinco casas de Hábitat en esta zona no sufrieron tanto daño como originalmente se había pensado.

Después de muchos días sin acceso a la zona de Poasito, representantes de Hábitat Costa Rica lograron entrar y cuentan que las familias y sus casas están en buenas condiciónes. Hábitat Costa Rica seguirá con el diagnóstico en esta zona del epicentro.

Ya que las familias de Hábitat no tienen una necesidad inmediata, Hábitat Costa Rica ahora investigará nuevos proyectos para ayudar a los afectados por el terremoto. Se enfocarán así en tres áreas de apoyo: casas completas, reparaciones y reubicaciones.

La magnitud del desastre sigue actualizandose. Según la Ministra de Salud, unas 500 casas son prioritarias para la reconstrucción total. Mientras tanto, los refugios temporales no presentan condiciones óptimas, y muchas familias tendrán que reubicarse en el Instituto de Ferrocarriles hasta que se termine la reparación de sus viviendas.

Más: Teletica 7

  Facebook

REUTERS/ULATE

Fernando Madrigal, 6, en una iglesia en Fraijanes de Alajuela que se está utilizando como albergue para los supervivientes del terremoto. REUTERS/ULATE

SAN JOSE, COSTA RICA–El jueves, 8 de enero, un terremoto de 6.2* grados golpeó a Vara Blanca de Alajuela, Costa Rica, unos 35 kilómetros de San José. Después de investigaciones adicionales en la zona de Poacito de Alajuela, Hábitat Costa Rica confirme que ninguna casa de Habitat ha sufrido daño, como originalmente pensado.

Según la Cruz Roja, los muertos ocasionados por el terremoto ascienden a 18. La mayoría fueron por causa del deslizamiento de tierra debido al movimiento tan fuerte de la tierra, que llevó a su paso automóviles, enterró viviendas y dejó algunas comunidades incomunicadas.

Aún existen unas 65-80 personas desaparecidas, y el número sigue de incrementarse. Acuerdo con Reuters Alert.net, los equipos de rescate han tenido que sostener la búsqueda en varios momentos, debido al riesgo de derrumbes adicionales.

La oficina de área de Hábitat para la Humanidad América Latina y el Caribe, ubicado en la Uruca de San José, sufrió daños menores y el fluido eléctrico fue suspendido. Los empleados fueron enviados a sus casas para estar con sus familias y así contestar que todos estaban bien.

*Los noticieros internacionales indican que fue 6.1, pero la estación vulcanología local indica que fue de 6.2.

Más: La Nación

  Facebook

Rural area“Tener acceso seguro a tierras productivas es fundamental para millones de personas pobres que viven en el medio rural y dependen de la agricultura, la ganadería y los bosques para sobrevivir.

Un acceso seguro reduce la vulnerabilidad al hambre y la pobreza, influye en la capacidad de invertir en actividades productivas propias y en la ordenación sostenible de los recursos, aumenta las posibilidades de conseguir medios de vida mejores y ayuda a establecer relaciones más equitativas con el resto de la sociedad, contribuyendo de ese modo a la justicia, la paz y el desarrollo sostenible”. (FIDA)

El Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola (FIDA, o IFAD en inglés), creada en 1977 como respuesta a la hambruna en el Sahel, es una agencia de las Naciones Unidas enfocada en el progreso económico de los habitantes que sufren de la pobreza en las zonas rurales. En la siguiente publicación de diciembre del 2008, FIDA resume su política sobre la mejora del acceso a la tierra y la seguridad de la tenencia relacionada con las áreas rurales.

Aunque el ambiento mundial hoy es más urbana que nunca (en el 2007, por primera vez, la población urbana se superó en número a la rural) la situación de las áreas rurales sigue teniendo la mayor importancia. Los desafíos experimentados por las familias viviendo en los pueblos rurales están a menudo al raíz de la emigración en grande hacía las zonas urbanas.

Les animamos a leer al documento.

Español

English

Français

  Share on Facebook

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 115 seguidores