You are currently browsing the monthly archive for mayo 2011.

Read in English

Apoyar a Hábitat – sea trabajando, donando, participando o promoviendo – es más que un trabajo. Es una experiencia diaria.

Estas son algunas de nuestras historias. ¿Cuál es la tuya?

¿Cómo es trabajar para una organización como Hábitat?

Hábitat es un mundo de trabajo muy distinto, activo, solidario; donde siempre hay nuevas emociones y formas de reinventar la forma de ayudar a las personas que más lo necesitan, de cambiar mi país… mi mundo. Trabajando con Hábitat para la Humanidad nos convertimos en un puente entre la humanidad y la felicidad.

Sentirte parte de una organización es difícil, en Hábitat me siento parte de un todo, de un mundo, teniendo como casa México y como hermanos a las demás naciones donde a la distancia nos vemos como corresponsales.

En pocas palabras Hábitat para la Humanidad convierte mi lugar de trabajo en un verdadero hogar.

Arturo Razo
México

¿Cómo es trabajar para una organización como Hábitat?

En Hábitat cada día de trabajo es una experiencia diferente, un día te levantas muy temprano, te pones las botas y entras al barro con pico y pala a construir una vivienda y acompañar una brigada, al día siguiente, con tu camiseta de albañil, un jeans y unas tennis te acercas a conocer la historia de una encantadora familia que te conmueve el corazón y que te abre las puertas de su casa y pone en tus manos todo aquello que sabe al día siguiente le va a hacer falta para alimentar a su familia.

Trabajar con Hábitat es ponerte los tacones o la corbata, para reunirte con un grupo político y luchar por el derecho a una vivienda adecuada, es entrar a una sala de reuniones con la frente en alto, para contarle a un nuevo donante el trabajo que realiza hábitat por dignificar el sueño de las familias. Es llegar cada día a la oficina sabiendo que con tu trabajo brindas a otra persona la oportunidad de tener un lugar donde estudiar, donde protegerse del clima y donde potenciar sus capacidades productivas…

Esto es trabajar para Hábitat.

Karol Montero
Costa Rica

¿Cómo es trabajar para una organización como Hábitat?

Trabajar con Hábitat para la Humanidad es una oportunidad de tocar el corazón de las personas.

Más que intelectualismo es palpar la vida de muchas familias que albergan sueños. Cada casa que construimos, cada pared que levantamos es un mensaje de solidaridad.

Trabajar con Hábitat es ser símbolo de esperanza en un mundo donde cada vez es más necesario la presencia de seres humanos solidarios. El trabajo adquiere otra connotación, nos brinda satisfacción por el deber cumplido, nos regala el inspirador recuerdo de todas las sonrisas que hemos motivado en las familias que ahora cuentan con una vivienda adecuada.

Alexei Flores
El Salvador

 

¿Cómo es trabajar para una organización como Hábitat?

Todos los días me despierto en la mañana, prendo el televisor, están dando las noticias y mientras me ducho, me visto y tomo desayuno, escucho las catástrofes que están ocurriendo. Terremotos, incendios, atropellos, mayores índices de pobreza etc. Cuando ya es la hora de irme apago el televisor, bajo a buscar mi bicicleta y comienzo el trayecto a la oficina de Hábitat para la Humanidad Chile, pensando en estas cosas y en cómo podemos ayudar.

Creo que lo mejor de trabajar en una organización como Hábitat es precisamente eso, tener la oportunidad de ayudar, ayudar a miles de familias que no tienen una vivienda y que viven en extrema pobreza. Construir una casa no es sólo levantar paredes y un techo, es una forma de dar un paso hacia adelante e incentivar a esa familia a querer tener una mejor condición de vida, a estar en su hogar y no en la calle, a darse cuenta de lo importante que es la familia y a trabajar juntos por un futuro mejor.

Construir una casa es romper con la cadena de vulnerabilidad, hacer un quiebre en su vida y darles la posibilidad de surgir en muchos aspectos.

Trabajar en una organización como Hábitat es sentir que mi propósito en la vida tiene sentido, que mi trabajo tienen un valor especial y que estoy haciendo algo para cambiar el mundo. 

Katerina Kliwadenko
Chile

¿Cómo es trabajar para una organización como Hábitat?

El trabajo diario en el área de comunicaciones de una organización como Hábitat…

…te recuerda minuto a minuto tu deber con la sociedad, la responsabilidad que tienes como ser humano de ayudar a tu hermano. La motivación es diaria y perdura; cada párrafo, cada fotografía va plasmada con sentimiento y un profundo compromiso por la causa.

Me siento muy orgullosa de pertenecer a un equipo regional de comunicaciones, con gente tan dedicada, creativa, talentosa, humilde y comprometida como lo son mis hermanos de comunicaciones.  A pesar de la gran variedad de culturas y dialectos que tenemos en cada país de América Latina mi trabajo en Hábitat me ha llevado a  pensar  que América Latina es un solo gran país que entona las mismas canciones una y otra vez,  que baila al ritmo de las mismas tonadas, pero que también sufre de un problema inmenso de vivienda inadecuada en cada una de sus regiones.

En América Latina todos somos uno, una misma piel, una misma voz, una misma memoria, una misma herida y las mismas ganas de encontrarle una solución a la pobreza.

Diana Rodriguez
Costa Rica

 

¿Cómo es trabajar para una organización como Hábitat?

Trabajar en Hábitat para la Humanidad es como estar dentro de un inmenso barco, donde todo el personal está uniformado bajo un mismo lema, un mismo sentir “Hacer de nuestro mundo un hogar”. Llegas a conocer las personas que están en un entorno inmediato, colegas de trabajo, de las cuales te haces amigo, hermano, confidente, apoyo en todos los momentos en el diario que hacer, pues al final todos enfrentamos los mismos retos y dificultades en la dura tarea de la promoción y defensoría de la causa.

Trabajar en Hábitat para la Humanidad, es salir de una tarea y entrar a otra, sin parar. En algunas ocasiones, sacrificando tiempo libre de la familia, amigos y demás… siempre en la búsqueda constante de la defensa de la causa de aquellos que no tienen una vivienda adecuada para pasar la noche. Es apasionante, es interesante, es estar en constante aprendizaje, es dar lo mejor de si, al servicio de los demás y por ende la bendición y visto bueno de Dios.

Marvin Smith
Nicaragua

Leer en español

Supporting Habitat – volunteering, donating, advocating – is more than a job. It’s a personal, daily experience.

Here are some of our stories. What’s yours?

What is it like to work for a cause like Habitat’s?

Habitat’s is a unique, active and supportive work environment, where there are always new emotions and opportunities to reinvent how we help those who are most in need; to change my country… my world. Working with Habitat for Humanity transforms us into a bridge between humanity and happiness.

To feel part of an organization can be difficult. At Habitat, I have felt part of a whole, of a world, of a house in Mexico with sisters and brothers in other nations, corresponding from a distance.

In few words, Habitat for Humanity has transformed my work place into a real home.

Arturo Razo
Mexico

What is it like to work for a cause like Habitat’s?

Every day of work with Habitat is a different experience. One day you get up very early, put on your boots and climb into the mud with a pick and a shovel to build a house alongside volunteers. The next day, in your “albañil” T-shirt, jeans and tennies, you get to know the story of a partner family that moves your heart. They have opened the doors of their home and offered into your hands food that they know they would need the next day for their families.

Working for Habitat is putting on heels, or a tie, to meet with a political group and fight for the right to adequate housing. It is walking into a conference room with your chin held high, to tell a new donor about the work that we are doing to dignify a family’s dreams. It is arriving each day to the office, knowing that your work gives others the opportunity to have a place in which to study, to protect themselves from the elements and to foster their skills…

This is what it is to work for Habitat.

Karol Montero
Costa Rica

What is it like to work for a cause like Habitat’s?

Working with Habitat for Humanity is an opportunity to touch people’s hearts. More than intellectualism, it is to feel the lives of the many families that shelter dreams. Every house that we build, every wall that we raise, is a message of solidarity.

Working with Habitat is a symbol of hope in a world where human support is every day more vital than the one before it. It is work that acquires a distinct connotation; it gives satisfaction for a task completed; it provides an inspiring reminder of every smile we’ve sparked in the families that now have an adequate place to live.

Alexei Flores
El Salvador

What is it like to work for a cause like Habitat’s?

Every day I wake up, turn on the news, and while I shower, get dressed and have breakfast, I listen to stories of catastrophes. Earthquakes, fires, muggings, growing poverty, etc. When it’s time to leave, I turn off the television, walk down the stairs to grab my bike, and start the route to Habitat for Humanity Chile… thinking about all of these things, and what we can do to help.

For me, the best thing about working for an organization like Habitat is just that… to have the opportunity to help thousands of families that don’t have proper housing and are living in extreme poverty. To build a house is not just to raise walls and a roof, it is a way to provide a step forward and incentivize a family to keep seeking a better quality of life – to be in their home and not on the street, to reinforce the importance of family and to work together for a better future.

To build a house is to break the chain of vulnerability, to create an opening and give them the possibility to develop in many aspects of their life.

To work with an organization like Habitat is to feel that my purpose in life makes sense, that my work has a special value and that I am doing something to change the world.

Katerina Kliwadenko
Chile

What is it like to work for a cause like Habitat’s?

The day-to-day in the communications area of an organization like Habitat…

…each minute you are reminded of your duty to society, the responsibility that you have as a human being to help your brother. The motivation is daily and persistent; every paragraph, every photograph is expressed with emotion and a profound commitment to the cause.

I feel very proud to belong to a regional communications team with such dedicated, creative, talented, humble and committed people as my brothers and sisters. Despite the great variety of cultures and dialects that we have in each country of Latin America, my work at Habitat has brought me to the conclusion that Latin America is one great country that sings the same songs over and over, that dances to the same rhythm, but that also suffers from an immense inadequate housing problem in each of its regions.

In Latin America we are one – one same skin, one same voice, one same memory, one same wound, and the same will to find a solution to poverty.

Diana Rodriguez
Costa Rica

What is it like to work for a cause like Habitat’s?

To work with Habitat for Humanity is like being inside an enormous ship, where all of the staff is uniformed beneath the same slogan, one united sentiment of “Making our world a home.” You get to know the people who are in your immediate environment – colleagues that you become friends with, brothers, confidants, supported in each moment of your daily “grind”. In the end, we all face the same challenges and difficulties in the hard work of promoting and defending the cause.  

Working with Habitat for Humanity is finishing one task to start another, without pause. In some cases, sacrificing family and friend time… always with the aim of defending those who don’t have an adequate place to spend the night. It is exciting, interesting. It is to be constantly learning. It is to give the best of yourself to the service of others and in the end, to receive God’s blessing.

Marvin Smith
Nicaragua

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 115 seguidores